Proyecto Djehuty

Diario de excavación

< Diario 2017

3 de febrero

Rebaño de paseo por la necrópolis
Rebaño de paseo por la necrópolis.
Jugando al futbol junto al templo de Medinet Habu.
Jugando al futbol junto al templo de Medinet Habu.
Anochecer en el templo de millones de años de Amenhotep III .
Anochecer en el templo de millones de años de Amenhotep III .

Después de un estupendo desayuno en el patio del Marsam, a base de huevos fritos o “omelette”, zumo de naranja queso, tomates y té o café, nos hemos puesto todos en marcha, en distintas direcciones. El grupo más numeroso nos fuimos al Valle de los Reyes, a visitar la tumba del rey Seti I. Igual que para la tumba de Nefertari, también aquí hay que pagar una entrada extra, 1.000 libras egipcias, el equivalente a 50 euros. Pero, sin duda, merece la pena. Es gigante y una maravilla. Por un lado, el aspecto físico es impresionante, su tamaño descomunal. Por otro lado, es sorprendente cómo concibieron y diseñaron la decoración de las numerosas salas, pasillos, techos y pilares. La temática va variando a medida que te vas adentrando en la tumba, como si verdaderamente emprendieras un viaje al más allá, describiendo los distintos lugares y momentos, retratando a los distintos personajes que te esperan en el camino que transcurre por el inframundo. Cada panel ha sido compuesto con sumo detalle y cada texto ha sido minuciosamente escrito. En definitiva, apabullante. Mientras tanto, Pía y Suni se fueron en bici al templo de millones de años del mismo rey, Seti I, muy cerquita de nuestra excavación, y luego se entretuvieron pintando acuarelas junto a los campos de cultivo.

Canales de irrigación atraviesan el West Bank.
Canales de irrigación atraviesan el West Bank.
Panadería junto al ferry.
Panadería junto al ferry.
El pan de pita está especialmente bueno recién hecho.
El pan de pita está especialmente bueno recién hecho.

Los atardeceres son especialmente bonitos en el West Bank. Al caer la noche, como estamos junto al desierto, la temperatura desciende drásticamente y estos días llega a hacer bastante frio, de ponerse jersey y abrigo. Del equipo ya son varios que se han acatarrado o cogido una especie de gripe. El consuelo es que, al parecer, los de otras misiones arqueológicas de la zona también han ido cayendo. Esto ocurre más o menos todos los años, así que era de esperar. Esperemos que el zumo de naranja y el ron que ha traído Sergio de las islas consigan salvar la tripulación.

Templo de Seti I.
Templo de Seti I.
Casas junto al templo de Seti.
Casas junto al templo de Seti.
Lucía bien acompañada por Nacho y Miguel Ángel.
Lucía bien acompañada por Nacho y Miguel Ángel.